+56 9 8218 3616 contacto@clinicaedras.cl

Fobia Social

Qué es la Fobia Social?

La fobia social o trastorno de ansiedad social es una de las enfermedades más frecuentes en salud mental. Suele comenzar en la infancia o adolescencia. Potencialmente puede provocar un importante sufrimiento y discapacidad en logros académicos, oportunidades de empleo, independencia económica y la consecución de relaciones sociales, laborales y de intimidad. Tiene una evolución hacia la cronicidad y suele terminar provocando otros problemas, como depresión y abuso de alcohol.

Las situaciones temidas en el trastorno de ansiedad social son:

– Las interacciones sociales (como conversar con desconocidos).

– Ser observado (por ejemplo, comer en un restaurante)

– Actuar delante de otras personas (como hablar en público o cantar en un karaoke).

El miedo o la ansiedad provocados por la situaciones sociales son desproporcionados al riesgo real de evaluación negativa. Sin embargo, la ansiedad resultante provoca que estas situaciones se eviten o se soporten con intensa angustia y profundo malestar.

Causas de Fobia Social

Los casos más graves de trastorno de ansiedad social, es decir, el subtipo conocido como generalizado, tienen una moderada base genética. Los familiares de primer y segundo grado de una persona con trastorno de ansiedad social generalizada tiene un riesgo 2 a 6 veces mayor de desarrollar ellos mismos el trastorno. Se ha calculado una heredabilidad del 20-50 %. Sin embargo, también se han establecido otros factores psicosociales de mayor peso, como la sobreprotección y el rechazo parental.

Aunque se han reconocido algunos factores psicosociales para el desarrollo del trastorno de ansiedad social, se estima un porcentaje de heredabilidad cercano al 50 %.

Los factores temperamentales más relacionados con el trastorno de ansiedad social son los conocidos como: inhibición del comportamiento y el miedo a la evaluación negativa.

Los factores ambientales que resultan factores de riesgo para el desarollo de la fobia social son el maltrato infantil y la adversidad.

Tratamiento de la fobia social

Una vez que el trastorno ya se ha instaurado, el trastorno de ansiedad social puede tratarse con psicoterapia y farmacología. Ambos tratamientos son potencialmente igual de eficaces y, en algunos casos, es conveniente la combinación de ambos tratamientos. El tratamiento farmacológico tiene un inicio de acción más rápido. Mientras que, el tratamiento psicoterapéutico tiene un resultado más persistente en el tiempo.

Los objetivos del tratamiento de la fobia social son:

  • Disminuir hasta extinguir la ansiedad de anticipación a las situaciones de exposición e interacción social

  • Eliminar las conductas de evitación

  • Mejorar el funcionamiento psicosocial

  • Aumentar la calidad de vida